Se ha modificado la normativa en materia de EEB (Encefalopatías Espongiformes Bovinas) en lo que respecta a ovinos y caprinos, para ofrecer la posibilidad de estimar si un animal tiene más de doce meses mediante un método aprobado por la autoridad competente del Estado miembro de sacrificio.

 

 

En concreto, se ha modificado la letra b) del punto 1 del Reglamento (CE) nº 999/2001 que queda redactado de la siguiente manera:

 

“por lo que respecta a los ovinos y caprinos: el cráneo, incluidos el cerebro y los ojos, y la médula espinal de los animales de más de doce meses o en cuya encía haya hecho erupción un incisivo definitivo, o de más de doce meses según se haya estimado con un método aprobado por la autoridad competente del Estado miembro de sacrificio

MER

La extracción del MER (Materiales Específicos de Riesgo) es una medida destinada a combatir el riesgo de EEB en bovinos, ovinos y caprinos. La lista de MER en los ovinos y caprinos figura en el anexo V del Reglamento (CE) nº 999/2001, en concreto en el punto 1, letra b).

De las diferentes evaluaciones científicas llevadas a cabo por la EFSA y otros organismos, se desprende la decisión de que sólo el cráneo, incluido el cerebro y los ojos y la médula espinal de los animales de más de doce meses o en cuya encía haya hecho erupción un incisivo definitivo, deben ser considerados como MER en los ovino y caprinos.

Estimación de la edad en pequeños rumiantes

La estimación de la edad de los ovinos y caprinos basada en la dentadura ofrece tan solo una aproximación, puesto que el momento de la erupción del primer  incisivo definitivo en estas  especies  puede oscilar en varios meses.

La Comisión Europea considera que otros métodos para estimar si los ovinos y caprinos enviados  al sacrificio tienen  más de doce meses pueden  ofrecer un nivel de garantía equivalente en relación con la edad  del animal. Como estos  métodos  pueden  depender de la particularidad de las prácticas  de sacrificio de los ovinos y caprinos a nivel  nacional,  la fiabilidad de estos métodos debe ser evaluada por la autoridad competente del Estado miembro de sacrificio.


Es por ello que se ha procedido a modificar el punto 1, letra b), del anexo V del Reglamento (CE) nº 999/2001 para ofrecer la posibilidad de estimar si un animal tiene más de doce meses mediante un método aprobado por la autoridad competente del Estado miembro de sacrificio.